A Saba, por casarse con la persona que amaba, su propio padre le disparó en la cabeza, la metió en una bolsa, y la tiró al río.

¡Vaya padre!

Increíblemente, Saba sobrevivió.

Mas este terrible crimen  sigue impune y su agresor camina libre. Un vacío en la ley paquistaní permite a los hombres cometer los llamados “asesinatos por honor” sin ninguna consecuencia.

Y  tristemente Saba no es la única victima, cifras oficiales indican que alrededor de 1.000 mujeres y niñas son asesionadas con la excusa del “honor”cada año en el sudeste asiático. Un verdadero femicidio a gran escala.

¡Pero esta injusticia podría cambiar muy pronto!

Su historia llegó a las primera planas de todo el mundo al ser relatada en el aclamado documental A Girl in the River: The Price of Forgiveness, que recientemente resultó ganador de un premio Oscar .

305167-a-girl-in-the-river-the-price-of-forgiveness-0-230-0-345-crop
Documental que recoge la historia de Saba.

En respuesta a la presión mediática que el documental ha generado, el primer ministro paquistaní se ha comprometido a acabar con estos crímenes atroces.

¡Por fin!

Pero los activistas locales temen que el proyecto de ley podría caer al olvido si no se mantiene una fuerte presión pública. Es por ella que Avazz, una organización de acción social,  ha lanzado una campaña para acabar con esta ley que permite asesinar impunemente a cientos de mujeres.

El objetivo es recoger millones de firmas y colocar banners en todos los medios de Pakistán.

¡Súmate a esta iniciativa aquí!