El reciente asesinato de dos chicas mochileras argentinas en Ecuador es una tragedia, algo que nunca debería suceder, pero que desgraciadamente sucede con frecuencia y en todo el mundo.

Intentar poner parte de la culpa en las víctimas con frases como “¿pero qué hacían esas muchachas viajando solas?”, es una cachetada más para las chicas y nos recuerda que la mentalidad machista también es responsable de este crimen.

Abajo un copilado de comentarios de ese tipo que unos cuantos seres dejaron en este reportaje del suceso.

Imagen1.jpg

NOTA:  Eran dos chicas, de más de 20 años, ¿por qué siguen diciendo que estaban “solas”? Para mayor claridad, reemplaza la palabra “solas” por “sin un hombre”, que es lo que obviamente quieren decir.

Ellas se atrevieron a viajar solas sin un hombre. Difícil esconder el machismo ahora.

….

La cultura popular nos dice una y otra vez que como mujeres somos nosotras quienes debemos cuidarnos, andar tapadas, no salir de noche, no caminar calles solitaria, no viajar solas. ¿Y si no lo hacemos? Ah, bueno, entonces te lo buscaste. 

Básicamente, nos inculcan que debemos aceptar andar por la vida  con una etiqueta de “carnada – posible victima”.

Como mujer, viajera, y básicamente como ser humano, me niego a aceptar esa forma de pensar como algo normal.

Viajar sola como mujer no debería ser una condena a muerte.

No debería incrementar el riesgo a sufrir una violación.

No debería aumentar las posibilidades de ser acosada.

Viajar sin miedo no debería ser solo para hombres.

El problema NO es que las mujeres viajen solas, salgan de noche, usen ropa escotada, o tomen al salir a bailar.

El problema son esos hombres que piensan que las mujeres son un objeto, una presa. Algo que pueden cazar y utilizar, que piensan que tienen derecho a acosarlas, violarlas y hasta matarlas por el simple de hecho de estar a su alcance.

El problema es el pensamiento machista que habilita esa conducta al justificar esos actos con un “ay pero que imprudencia, ella no debió (inserte pelotudez)”.

Cambiemos la mentalidad, pongamos el foco en el problema real. Enseñemos a hombres & chicos a respetar, y a tratar a las mujeres como lo que somos: personas.

Y por favor, dejemos de culpar a las víctimas por atreverse a vivir.

A pesar de los riesgos que puede representar viajar sola en nuestra sociedad actual, no quiero desanimar a nadie con este post. La triste realidad es que este tipo de crímenes ocurren en todos lados, seas local o turista.